ACONDICIONAMIENTO INDUSTRIAL DEL AIRE COMPRIMIDO

La instauración de sistemas de mantenimiento preventivos garantizan el aumento de la vida útil de los componentes del sistema neumático de producción. A su vez, permiten trabajar en las mejores condiciones de eficiencia, sin paradas imprevistas.

Aire Comprimido

La humedad presente en forma de gotas de agua y las impurezas presentes en la red de aire comprimido son un factor importante que afecta el correcto funcionamiento del sistema neumático ya que producen corrosión, lavado de lubricantes y deterioro prematuro de sellos. Aun cuando el aire comprimido haya sido previamente tratado, al circular por las tuberías, suelen cambiar las condiciones de temperatura a las cuales este se ve sometido. Esto presupone que en algún momento puede alcanzar la condición de saturación y producir condensado.

 

Equipos de protección neumática

El presupuesto que en algún momento se pueda alcanzar la condición de saturación producir condensado, alienta la necesidad de tratar el aire mediante la utilización de diferentes equipos.

Automación Argentina

Filtros:

su capacidad depende de la cantidad de aire que pueda circular a través de él por unidad de tiempo y de la retención de impurezas que sea capaz de filtrar. Su funcionamiento es muy simple: el aire impuro ingresa por la entrada dirigiéndose hacia abajo y en su camino atraviesa un deflector con álabes que modifican la forma de la corriente haciéndola rotar. Esta rotación separa por centrifugado las partículas más pesadas: gotas de agua, emulsión agua-aceite, cascarilla de óxido de los tubos, etc. Dichas partículas golpean contra la pared del recipiente perdiendo velocidad y, por lo tanto, decantando hacia la parte inferior. Desprovisto de las impurezas más groseras, el aire continúa hacia la salida pasando por un filtro de bajo micronaje capaz de retener las partículas sólidas no precipitadas en el filtro ciclónico. De acuerdo con la pretensión de filtrado que se tenga, se puede elegir la trama del elemento filtrante. De esta forma, se provee al sistema de un fluido libre de impurezas, garantizando de este modo la estabilidad en el sistema.

Regufiltro

Reguladoras:

la reguladora es la responsable de entregar el aire a una presión constante. Su funcionamiento se basa en el equilibrio de fuerzas sobre una membrana que soporta por su parte superior la tensión de un resorte. Dicha tensión puede variarse a voluntad del operador por la acción de un tornillo de accionamiento manual. Por su parte inferior, la membrana está expuesta a la presión de salida; por lo tanto a otra fuerza que, en condición de descanso, resulta ser igual y contraria a la tensión del resorte. Cuando la membrana está en equilibrio la entrada de aire comprimido está cerrada. Si se desequilibra el sistema por aumento voluntario de la tensión del resorte, la membrana descendería ligeramente abriendo la entrada de aire a presión. Su introducción se permitirá hasta que nuevamente se logre el equilibrio perdido, sólo que esta vez la presión a la salida será ligeramente mayor. De esta manera, la reguladora permite fijar la presión de suministro del fluido al sistema neumático para utilizar sólo la energía necesaria para hacerlo funcionar correctamente, produciendo ahorros importantes.

Sistema Aire Comprimido

Lubricadores:

pueden ser utilizados para aumentar considerablemente la eficiencia del sistema neumático. Es imprescindible para su adecuado funcionamiento, dado que por medio del suministro continuo de un fluido lubricante genera una película de protección indispensable para cilindros, válvulas y herramientas. El principio de funcionamiento se basa en que el fluido que circula por el conducto principal sufre una serie de alteraciones en cuanto a su velocidad y presión. La velocidad aumenta en un estrechamiento del mismo y la presión disminuye produciendo un efecto Venturi. Este hecho genera una diferencia de presión que se aprovecha para volcar aceite en la zona de máxima velocidad. El aceite derramado se pulveriza en el torrente de aire y viaja con él en todas las direcciones. El equipo lubricador permite que ingresen partículas de aceite al aire del sistema evitando trabas o malos funcionamientos de las válvulas, los cilindros y las herramientas; y por consiguiente, paradas de máquina y pérdidas de dinero por aumento de costos. Cuando el ambiente de trabajo o la exigencia en cuanto a la contaminación así lo requieran (alimenticia, farmacéutica, etc.), pueden utilizarse elementos neumáticos exentos de lubricación con condiciones determinadas que poseen algunas limitaciones: filtrado – libre humedad – intervalo de mantenimiento más corto, etc.

Más información: www.automacion.com.ar

Ver también:

Cómo reducir un tercio el consumo eléctrico en plantas de aire comprimido

LUBRICACIÓN EFECTIVA DE COMPRESORES DE AIRE

Comentarios de Facebook